Significado De La “Espada De Dos Filos” Mencionada En Hebreos 4:12

La Biblia funciona verdaderamente como una “espada de dos filos” en su capacidad de cortar hasta lo más profundo del corazón y del alma de una persona. La Palabra de Dios puede penetrar a través de todas las capas de impureza y llegar a los verdaderos temas centrales de la vida.

Porque la palabra de Dios es viva y eficaz, y más cortante que toda espada de dos filos; penetra hasta partir el alma y el espíritu, las coyunturas y los tuétanos, y discierne los pensamientos y las intenciones del corazón.

(Hebreos 4:12)

De acuerdo con esta concepción, podemos ver que la Biblia realmente tiene dos bordes: la condenación y la restauración. Estos dos bordes representan la belleza y maravilla del Evangelio de Jesucristo. Déjame explicarte.

En primer lugar, la Biblia nos condena. Ahora, esto puede sonarte bastante sombrío, pero es una parte crítica de tu viaje hacia el gozo de una relación completa con Dios. Antes de que puedas conectarte verdaderamente con Dios en un nivel íntimo y disfrutar de su presencia en tu vida cada día, debes llegar a un reconocimiento apropiado de la profundidad del mal en tu corazón. Cuando leemos la Palabra de Dios, obtenemos un cuadro claro de cuán malos somos a la luz de la santidad de Dios. Tenemos que conseguirlo. Debemos tener una imagen precisa de nuestro propio estado de ánimo.

Una vez que entendemos nuestra necesidad de un salvador y su perdón, entonces podemos empezar a experimentar su restauración. Cuando confesamos nuestros pecados a él, él nos perdonará y redimirá (ver 1 Juan 1:9).

He oído decir que “debemos estar perdidos antes de que nos encuentren”. En otras palabras, no te volverás a tu salvador hasta que te des cuenta de tu necesidad de hacerlo. No confesamos los pecados hasta que él, nos muestre la verdadera oscuridad de nuestro corazón.

La Palabra de Dios actúa como un espejo al darnos una imagen precisa de quienes somos realmente (ver Santiago 1:22-25). Una vez que vemos esa imagen, Dios puede empezar a cambiarnos en lo que realmente debemos ser. Así que escudriña en su Palabra para experimentar tanto la realidad aleccionadora de tu propia condición como el perdón sanador que necesitas para caminar con Dios.

¿Cuál es el significado de la espada de dos filos mencionada en Hebreos 4:12?

Si empiezas a buscar, descubrirás que esta frase con respecto a una “espada de doble filo” aparece por todo el Nuevo Testamento, así que tiene un significado muy importante.

Cuando el apóstol Juan recibió su visión de Jesús en la isla de Patmos, dijo:

Y tenía en su diestra siete estrellas; y de su boca salía una espada afilada de dos filos; y su rostro era como el sol en su fortaleza.

(Apocalipsis 1:16)

Note que esta espada de doble filo salió de la boca de Jesús! ¿Por qué tendría Jesús una espada en su boca? ¿No debería haber estado la espada en su mano?

La frase “de dos filos” está tomada de la palabra griega distomos y es sin duda una de las palabras más extrañas en todo el Nuevo Testamento. ¿Por qué es tan extraño? Porque es un compuesto de la palabra di, que significa dos, y la palabra stomos, que es la palabra griega para la boca de uno. Así, cuando estas dos palabras se combinan en una (distomos), ¡describen algo que tiene dos bocas! ¿No estás de acuerdo en que esto parece un poco extraño? Entonces, ¿por qué la Biblia se referiría a la Palabra de Dios repetidamente como una “espada de dos doble”?

La Palabra de Dios es como una espada que tiene dos filos, que hace daño a un agresor, cortando por ambos lados. Efesios 6:17 lo llama “la espada del Espíritu, que es la palabra de Dios”. Como se ha señalado, el término “palabra” proviene de la palabra griega rhema, que describe algo que se habla clara, vívidamente, en términos inconfundibles y en un lenguaje innegable. En el Nuevo Testamento, la palabra rhema lleva la idea de una palabra vivificada.

He aquí un ejemplo de un rhema o una palabra vivificada: Estás orando acerca de una situación, y de repente un versículo bíblico se eleva desde dentro de tu corazón. En ese momento, está consciente de que Dios le ha dado un versículo para que se pare y reclame por su situación. Ha recibido una palabra que salió directamente de la boca de Dios y cayó en su espíritu! Esa palabra de Dios fue tan aguda que atravesó tus preguntas, tu intelecto y tu lógica natural y se alojó en lo profundo de tu corazón.

Después de que meditaste en ese rhema, o esa palabra vivificada de Dios, de repente comenzó a liberar su poder dentro de ti. Pronto no pudiste contenerlo más! Todo dentro de ti quería declarar lo que Dios te había dicho. Querías decirlo. ¡Quieres soltarlo de tu boca! Y cuando lo hiciste, esas poderosas palabras fueron enviadas como una poderosa espada para hacer retroceder las fuerzas del infierno que se habían reunido contra ti, tu familia, tu negocio, tu ministerio, tus finanzas, tu relación o tu cuerpo.

Primero, esa palabra salió de la boca de Dios. Luego, ¡salió de tu boca! Cuando salió de tu boca, se convirtió en una espada afilada, de “dos filos”, o literalmente, de “dos bocas”. Un filo de esta espada entró en existencia cuando la Palabra inicialmente procedió de la boca de Dios. El segundo filo de esta espada fue añadido cuando la Palabra de Dios salió de tu boca!

Lee También:  7 Maneras De Proteger El Corazón Para Que Se Mantenga Ferviente Para Dios

La Palabra de Dios permanece como una espada de una hoja cuando sale de la boca de Dios y cae en tu corazón, pero nunca es liberada de tu propia boca por la fe. Esa palabra sobrenatural simplemente yace dormida en tu corazón, nunca convirtiéndose en la espada de dos filos que Dios diseñó que fuera.

Pero algo sucede en el reino del Espíritu cuando finalmente te levantas y empiezas a hablar esa palabra. En el momento en que sale de tu boca, ¡se añade un segundo filo a la hoja! Nada es más poderoso que una palabra que viene primero de la boca de Dios y luego de tu boca. Tú y Dios han llegado a un acuerdo, y ese acuerdo libera su poderoso poder en la situación que nos ocupa.

Espada de dos filos

Así que comiencen a tomar voluntariamente la Palabra en su espíritu meditándola y dándole un lugar de máxima prioridad. Así es como se da el primer paso necesario para dar a la Palabra un “segundo filo” en la vida. Entonces cuando te enfrentes a un reto del reino demoníaco, el Espíritu Santo será capaz de alcanzar el reservorio de la Palabra de Dios que has almacenado en tu interior y sacar la escritura exacta que necesitas para ese momento.

A medida que esa palabra acelerada de rhema de Dios comienza a llenar primero tu corazón y tu mente y luego sale de tu boca, se convierte en esa “espada de dos bocas” descrita en las Escrituras. ¡Ahí es cuando los demonios empiezan a temblar de miedo!

También te podría interesar leer: ¿Qué Significa Vestirse Con La Armadura De Dios?

La palabra de Dios penetra como una espada hasta el fondo del corazón de una persona

El énfasis en este pasaje está en el hecho de que una espada de dos filos es afilada. En comparación, la palabra de Dios es aún más aguda porque puede dividir o hacer una distinción entre cosas que generalmente pensamos que están estrechamente relacionadas o son indistinguibles. Por ejemplo, ¿cuál es la diferencia entre un espíritu y el alma? ¿Cuál es la diferencia entre los pensamientos de una persona y su intención?

La palabra de Dios es capaz de penetrar hasta el corazón de una persona y causar un cambio, y a diferencia de una espada física no deja ninguna cicatriz externa. Por eso encuentras a los que escuchan el mensaje de Pedro respondiendo: “Cuando oyeron esto, fueron cortados de corazón” (ver Hechos 2:37).

Otra cosa a recordar es que una espada de dos filos es considerada un arma peligrosa por sus dos filos. Si se maneja incorrectamente, puede cortar al portador con la misma facilidad con la que puede cortar a otra persona. Cuando la Biblia se usa como arma para señalar los defectos de otra persona, la persona que la usa a menudo se encuentra condenada por la misma palabra.

Las palabras de nuestra boca son como un arma

En el Apocalipsis la espada de dos filos es una metáfora. Estas palabras suelen transmitir que la boca del hijo del hombre contienen un gran poder, como lo tiene un arma que posee un doble filo. Que hiere y mata a los enemigos. En 1 Enoc 62:2 leemos:

Y el Señor de los Espíritus lo sentó en el trono de su gloria, y el espíritu de justicia fue derramado sobre él, y la palabra de su boca mata a todos los pecadores, y todos los injustos son destruidos de delante de su rostro.

(Enoc 62:2)

La Biblia contiene pasajes que muestran que nuestra boca puede ser un arma  mortal. En algunos pasajes simplemente muestra que las palabras matan, en otros pasajes habla de que es como fuego y a veces es el aliento. En 4 Esdras 13:3, se puede ver que la escritura dice:

Y miré, y he aquí que el viento hacía salir del corazón de los mares como en forma de hombre. Y miré, y he aquí! Este hombre voló por las nubes del cielo. Y dondequiera que volvía su rostro para observar todo lo que veía temblaba; y con la voz que salía de su boca, todos los que oían su voz se desvanecían, como se derrite la cera cuando siente el fuego.

Te invitamos a leer: Santiago 3:1-8 “El Poder De La Lengua” Lo Que Revela Sobre Tu Corazón

El hijo del hombre en esta representación tiene un inmenso poder. Como en Daniel, viene “con las nubes del cielo”. Sólo su mirada hace temblar las cosas. El sonido de su voz hace derretir las cosas, como si respirara fuego. Aunque no es una espada, su simbologia es la misma. Este ser celestial que se presenta en esa nube es muy poderoso para destruir solamente con su voz. El profeta Isaías escribe palabras similares:

Y se deleitará en el temor del Señor, y no juzgará por lo que ven sus ojos, ni tomará una decisión por lo que oyen sus oídos; sino que con justicia juzgará a los pobres, y se decidirá con justicia por los afligidos de la tierra; y herirá la tierra con la vara de su boca, y con el aliento de sus labios matará a los impíos.

(Isaías 11:3-4)

Esta descripción tiene un efecto el cual es intencional. Y es que la boca del hijo del hombre representa una espada y su voz es capaz de derretir todas las cosas, además golpea la tierra con la vara de su boca. La idea general aquí es que este ser celestial descrito por Juan en el versículo 16 está lleno de poder como se evidencia en él sosteniendo las siete estrellas y una potente espada precediendo de él presumiblemente para asegurar la seguridad de las siete iglesias.

Un detalle muy importante pero adicional es que la espada sale de su boca. Si reflexionamos un poco sobre este tema, nos sorprenderá este pequeño pero extremadamente significativo detalle. Las espadas siempre son sostenidas por las manos de los luchadores. Para ser precisos, la espada siempre se sostiene en la mano más fuerte (normalmente en la mano derecha), lo que significa control total sobre el arma.

Lee También:  Que Significa La Estrella De David en La Biblia y Cual Es Su Origen

El punto en este texto no es que las manos del hijo del hombre estén llenas, sino que la espada poderosa es considerada la Palabra de Dios. El escritor de la Epístola a los Hebreos, quien probablemente escribió antes de que se compusiera el Apocalipsis, lo expresó de esta manera:

Porque la palabra de Dios es viva y eficaz, y más cortante que toda espada de dos filos; y penetra hasta partir el alma y el espíritu, las coyunturas y los tuétanos, y puede juzgar los pensamientos y las intenciones del corazón.

(Hebreos 4:12)

Parece haber una pequeña duda de que el Libro del Apocalipsis fue compuesto en el momento de la persecución de los primeros seguidores de Cristo por el gobierno romano. Apocalipsis fue un mensaje correcto en el momento adecuado. Este mensaje es brillante para un futuro, que es esperanzador en medio de tiempos difíciles. Cuando el destino de las congregaciones adoradoras de Jesús (tanto las recién plantadas entre no judíos como las que ya existían entre los judíos) no estaba del todo claro, a Juan se le muestra lo que debe suceder pronto.

¿Por qué la palabra de Dios es comparada con un arma de doble filo?

La Biblia compara la palabra de Dios con una espada de doble filo; alguna vez te has preguntado por qué la palabra es comparada con esta arma cortante?.

Que nos dice el Señor con respecto a esta espada que él mismo nos proveyó.

Cuando el soldado romano se colocaba la armadura, tomaba en su mano izquierda el escudo y en la mano derecha la espada de doble filo, y es en este ámbito que Pablo habla de la “espada del Espíritu”.

Es evidente que es una imagen espiritual, pues la Palabra de Dios no es nuestra espada sino del Espíritu, y como tal es empuñada por el Espíritu Santo, pues es la única manera que sea eficaz, entonces, cada vez que utilizo la Palabra de Dios debo asegurarme que está en manos del Espíritu, y no en mis propias manos.

Si existe algo que el enemigo sabe es que la Palabra de Dios es eficaz cuando se encuentra en manos del Espíritu, por eso es que muchas veces hace que el creyente la maneje como le parezca a fin de que pierda la eficacia, y en vez de acercar las personas a Dios, lo que hace es apartarlas, por el mal uso que se le da; en la parábola del sembrador podemos ver una ilustración clara de cómo el enemigo trabaja en aquellos que están recibiendo esa semilla, que es la palabra, con el objetivo de que no se arraigue y, sigan en una vida pecaminosa.

Espada de doble filo

El enemigo siempre atacara el lugar donde se siembre esa semilla, pero cuando esa palabra entra en un corazón que este bien abonado con la fe, y regado con la comunión con el Señor, será eficaz y traerá frutos en abundancia ya que como espada es eficaz porque transforma y cambia todo lo que toca.

La misión de la palabra es penetrar y partir, de manera que debe llegar a nuestra vida con poder para que invada todo nuestro ser, para que esto pase no basta con solo leerla, sino que debemos estudiarla, escudriñarla, memorizarla, analizarla, y sobre todo, aplicarla; la verdad es que la palabra no puede penetrar y partir en nuestra vida si la mantenemos cerrada o solo la usándola una vez a la semana cuando asistimos a la iglesia.

La palabra nos habla de que “discierne los pensamientos y las intenciones del corazón” Hebreos 4:12, estos pensamientos son diferentes ya que son lógicos, Jesús dijo que de los pensamientos de nuestro corazón es de donde salen las malas obras de la carne.

Engañoso es el corazón más que todas las cosas, y perverso. ¿Quién lo conocerá?

(Jeremías 17:9)

Cuando la espada penetra el corazón hace que éste discierne lo que tiene dentro y lo pone al descubierto.

Porque no hay nada oculto que no haya de ser manifestado; ni escondido, que no haya de salir a luz. Si alguno tiene oídos para oír, oiga.

(Marcos 4:22-23)

Todos sabemos ya que lo hemos vivido es que la palabra de Dios penetra hasta lo más profundo de nuestro ser; y es lo que nos lleva a un verdadero arrepentimiento por nuestras obras pecaminosas.

Esta es la explicación de porqué la palabra de Dios es comparada con un arma cortante de doble filo. Debemos comprender el significado espiritual que tiene esta espada de la que habla las escrituras en Hechos; que corta de ambos lados. Cuando hablamos de las promesas de bendición que el Señor establece en su palabra para nuestras vidas, estas bendiciones que anhelamos recibir, que muchas veces no comprendemos, o solemos no reconocer que todas estas promesas de Dios tienen una condición.

En este pasaje podemos leer una de las promesas que establece el Señor:

Todo lo puedo en Cristo que me fortalece.

(Filipenses 4:13)

que estamos diciendo allí, que somos fuertes siempre, que no existe nada que haga que bajemos los brazos, que a pesar de las circunstancias siempre nos mantendremos fuertes y vamos a superarlas, que todo lo puedo hacer porque he recibido a Jesús como mi Señor y salvador, ¡No! dice que todo esto será cuando yo permanezca en Cristo, o cuando sea fiel y obediente, o quizá cuando haga su perfecta voluntad.

Te recomendamos leer: El Poder De La Palabra De Dios Para Transformar Vidas

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.