Top 35 Versículos Bíblicos Sobre La Unidad

Los versículos bíblicos sobre la Unidad, que buscan enseñar lo imperante que es para la sociedad humana estar en un solo sentir, ya que a través de la unidad se puede establecer el orden, bien sea en el plano social, civil, político, habitacional, organizacional, entre otros renglones que permiten el desarrollo del sistema de la vida humana.

En cuando a la Unidad que habla la Biblia está relacionada con lo que Dios desea para sus hijos, y es que permanezcan en Él, en un solo sentir donde todos puedan pensar, actuar, hablar en un solo sentir, dirigidos por el Espíritu Santo, donde los unos a los otros se ayuden y caminen en pro a la meta de todos que es el llamamiento santo.

Índice

    La Unidad en Dios

    La Unidad en Dios

    La unidad está referida en un estado o cualidad de no ser múltiple, si no tener un mutuo acuerdo siendo la condición esencial para mantener la armonía y el entendimiento de un grupo de personas, sin anular la individualidad de las personas, pero uniéndolos en un objetivo o creencia determinada, siendo vital para la vida cristiana.

    En este sentido, el plan establecido por Dios es que todos sus hijos puedan adherirse a una sola fe, y que todos puedan permanecer en la perfecta unidad en Cristo Jesús, como lo dice la palabra ya que en Él no hay acepción de personas.

    “Ya no hay judío no griego; no hay esclavo ni libre; no hay varón ni mujer porque todos vosotros sois uno en Cristo Jesús” (Gálatas 3:28)

    Con referencia a la unidad que habla la Biblia está ligada a sostenerse en la simiente que sostiene todo lo creado, y es el mismo Cristo como lo dice la Palabra en el libro de Gálatas:

    “y a las simientes, como si hablase de muchos, sino como de uno: Y a tu simiente, la cual es Cristo” (Gálatas 3:16)

    Es por ello que Jesucristo es la base de la unidad de todo el pueblo cristiano, desde el aspecto espiritual y humano, ya que Él es un ejemplo que desarrolla en la vida de las personas lo que Dios desea en el hombre, y de ese modo poder conectarse a esa fuente espiritual, y así poder lograr cumplir el cometido establecido.

    “Aboliendo en su carne las enemistades, la ley de los mandamientos expresados en ordenanzas, para crear en sí mismo de los dos uno solo y nuevo hombre, haciendo la paz” (Efesios 2:15)

    35 Versículos Bíblicos sobre la Unidad

     

    Al ser tan importante la unidad en el Espíritu para el pueblo de Dios, a continuación se presentarán 35 versículos bíblicos que hablan sobre la importancia de la unidad y cómo obtenerla en la vida cristiana:

    Antiguo Testamento

    • 1. “Por tanto, dejará el hombre a su padre y su madre, y se unirá a su mujer, y serán una sola carne” (Génesis 2:24)
       
      2. “Y os tomaré por pueblo mío, y yo seré vuestro Dios; y sabréis que yo soy el SEÑOR vuestro Dios, que os sacó de debajo de las cargas de los egipcios” (Éxodo 6:7)
    • 3. “Ahora pues, si en verdad escucháis mi voz y guardáis mi pacto, seréis mi especial tesoro entre todos los pueblos, porque mía es toda la tierra; y vosotros seréis para mí un reino de sacerdotes y una nación santa.” Estas son las palabras que dirás a los hijos de Israel” (Éxodo 19:5-6) 
    • 4. “Porque tú eres pueblo santo para el SEÑOR tu Dios; el SEÑOR tu Dios te ha escogido para ser pueblo suyo de entre todos los pueblos que están sobre la faz de la tierra” (Deuteronomio 7:6)
    • 5. “Y aconteció que cuando él acabó de hablar con Saúl, el alma de Jonatán quedó ligada al alma de David, y Jonatán lo amó como a sí mismo. Y Saúl lo tomó aquel día y no lo dejó volver a casa de su padre. Entonces Jonatán hizo un pacto con David, porque lo amaba como a sí mismo” (1ra. Samuel 18:1-4) 
    • 6. “Pues tú has establecido para ti a tu pueblo Israel como pueblo tuyo para siempre, y tú, SEÑOR, has venido a ser su Dios” (2da. Samuel 7:24)
    • 7. “Pues hiciste a tu pueblo Israel pueblo tuyo para siempre, y tú, SEÑOR, has venido a ser su Dios” (1ra. Crónicas 17:22)
    • 8. “¡He aquí, cuán bueno y cuán agradable es que los hermanos habiten juntos en armonía!” (Salmos 133:1) 
    • 9. “Uno solo puede ser vencido, pero dos presentan resistencia. El cordón de tres hilos no se rompe fácilmente” (Eclesiastés 4:12)
    • 10. “Y serán para mí especial tesoro, ha dicho Jehová de los ejércitos, en el día en que yo actúe, y los perdonaré, como el hombre que perdona a su hijo que le sirve” (Malaquías 3:17)

    En estos versículos presentados en el Antiguo Testamento expresan como Dios desde el inicio de la creación buscaba que su pueblo se mantuviese en un solo sentir, es decir que pudiesen darle importancia al aspecto espiritual que era lo que lo conectaba con el Dios verdadero.

    En muchos de estos versículos que hablan sobre la unidad hace énfasis en que Dios deseaba que su pueblo se mantuviese en santidad, porque sin ella no podrían verlo, y su plan divino, difícilmente, podría ser ejecutado en la vida de todo sus hijos, ya que desde el principio de la creación siempre existía discordia entre los pueblos que tenían pugnas por las adoraciones a otros dioses, buscando siempre la hegemonía territorial.

    Ante esto Dios enviaba sus profetas para que el pueblo escogido de Israel pudiera comprender la unidad a la que estaba demandando, que era tener una obediencia absoluta y que todos pudiesen elevar la adoración y alabanza a Él. Es por ello, que el mismo David buscó a que todo el pueblo de Israel dejara su adoración a dioses paganos cuando regresó el arca del Pacto al pueblo.

    Nuevo Testamento

    • 11. “Porque donde están dos o tres congregados en mi nombre, allí estoy yo, en medio de ellos” (Mateo 18:20)
    • 12. “Permanece en mí, y yo en vosotros como el pámpano no puede llevar fruto por sí mismo, sino permanece en la vid, así tampoco vosotros, si no permaneces en mí” (Juan 15:4)
    • 13. “Para que todos sean uno; como tú, oh Padre, en mí, y yo en tu, que también ellos sean uno en nosotros; para que el mundo crea que tú me enviaste” (Juan 17: 21)
    • 14. “La gloria que me diste, yo les he dado, para que sean uno, así como nosotros somos uno.Yo en ellos, y tú en mí, para que sean perfectos en unidad, para que el mundo conozca que tú me enviaste, y que los has amado a ellos como también a mí me has amado” (Juan 17:22-23)
    • 15. “Todos ellos oraban y rogaban a Dios continuamente, en unión de las mujeres, de María la madre de Jesús, y de sus hermanos” (Hechos 1:14)
    • 16. “Cuando llegó el día de Pentecostés, todos ellos estaban todos unánimes juntos” (Hechos 2:1)
    • 17. “Y perseverando cada día en el templo, y partiendo el pan en las casas, comían juntos con alegría y sencillez de corazón” (Hechos 2:46)
    • 18. “Porque así como en un cuerpo hay muchos miembros, y no todos los miembros tienen la misma función, así también nosotros, aunque somos muchos, formamos un solo cuerpo en Cristo, y cada miembro está unido a los demás” (Romanos 12:4-5)
    • 19. “Vivamos como si fuéramos uno solo. No seamos altivos, sino juntémonos con los humildes. No debemos creernos más sabios que los demás” (Romanos 12:16)
    • 20. “Que el Dios de la paciencia y de la consolación les conceda a ustedes un mismo sentir, según Cristo Jesús, para que todos juntos y a una sola voz glorifiquen al Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo” (Romanos 15:5-6) 
    • 21. “Hay un solo pan, del cual todos participamos; por eso, aunque somos muchos, conformamos un solo cuerpo” (1ra. Corintios 10:17)
    • 22. “Porque así como el cuerpo es uno solo, y tiene muchos miembros, pero todos ellos, siendo muchos, conforman un solo cuerpo, así también Cristo es uno solo. Por un solo Espíritu todos fuimos bautizados en un solo cuerpo, tanto los judíos como los no judíos, lo mismo los esclavos que los libres, y a todos se nos dio a beber de un mismo Espíritu” (1ra. Corintios 12:12-13)
    • 23. “Ahora bien, vosotros sois el cuerpo de Cristo, y cada uno individualmente un miembro de él” (1ra. Corintios 12:27) 
    • 24. “La gracia del Señor Jesucristo, el amor de Dios y la comunión del Espíritu Santo sean con todos vosotros” (2da. Corintios 13:14) 
    • 25.“Pues todos sois hijos de Dios mediante la fe en Cristo Jesús. Porque todos los que fuisteis bautizados en Cristo, de Cristo os habéis revestido. No hay judío ni griego; no hay esclavo ni libre; no hay hombre ni mujer; porque todos sois uno en Cristo Jesús” (Gálatas 3:26-28)
    • 26. “Pero ahora, en Cristo Jesús, ustedes, que en otro tiempo estaban lejos, han sido acercados por la sangre de Cristo. Porque él es nuestra paz. De dos pueblos hizo uno solo, al derribar la pared intermedia de separación y al abolir en su propio cuerpo las enemistades. Él puso fin a la ley de los mandamientos expresados en ordenanzas, para crear en sí mismo, de los dos pueblos, una nueva humanidad, haciendo la paz, y para reconciliar con Dios a los dos en un solo cuerpo mediante la cruz, sobre la cual puso fin a las enemistades” (Efesios 2:13-16)
    • 27. “Procuren mantener la unidad del Espíritu en el vínculo de la paz. Así como ustedes fueron llamados a una sola esperanza, hay también un cuerpo y un Espíritu” (Efesios 4:3-4)
    • 28. “Hasta que todos lleguemos a estar unidos por la fe y el conocimiento del Hijo de Dios; hasta que lleguemos a ser un hombre perfecto, a la medida de la estatura de la plenitud de Cristo” (Efesios 4:13) 
    • 29. “Sólo compórtense ustedes como es digno del evangelio de Cristo, para que ya sea que vaya a verlos, o que me encuentre ausente, sepa yo que ustedes siguen firmes, en un mismo espíritu y luchando unánimes por la fe del evangelio” (Filipenses 1:27)
    • 30. “Por tanto, si hay alguna consolación en Cristo, si algún consuelo de amor, si alguna comunión del Espíritu, si algún afecto entrañable, si alguna misericordia, completen mi gozo sintiendo lo mismo, teniendo el mismo amor, unánimes, sintiendo una misma cosa” (Filipenses 2:1-2) 
    • 31. “Donde no hay griego ni judío, circuncisión ni incircuncisión, bárbaro, escita, siervo ni libre, sino que Cristo es todo, y en todos” (Colosenses 3:11)
    • 32. “Finalmente, se todos de un mismo sentir, sean compasivos, amándoos fraternalmente, misericordiosos, amigables” (1ra. Pedro 3:8)
    • 33. “Pero si vivimos en la luz, así como él está en la luz, tenemos comunión unos con otros, y la sangre de Jesús, su Hijo, nos limpia de todo pecado” (1ra. Juan 1:7)
    • 34. “Amados, si Dios nos ha amado así, debemos también nosotros amarnos unos a otros” (1ra. Juan 4:11)
    • 35. “Todo aquel que cree que Jesús es el Cristo, es nacido de Dios; y todo aquel que ama al Padre, ama al que ha nacido de El” (1ra. Juan 5:1)

    En estos versículos presentados en el Nuevo Testamento se evidencia la llegada de Jesús, que se convierte en esa puerta, ese camino, ese buen pastor, esa simiente incorruptible que ayuda a todos los creyentes, para que puedan obtener la gracia de Dios, y conectarse con el cielo de una forma inigualable.

    Es a través de Jesús que se puede obtener la unidad que Dios desea en su pueblo, ya que a través de su enseñanza, su sacrificio, su resurrección permite el conocimiento de la voluntad del Padre Celestial, siendo revelada a través del Espíritu Santo que fue dejado luego de su ascensión a los cielos.

    Estos versículos dan la instrucción a cada uno de los creyentes en como actuar, y la forma en permanecer ante el propósito de Dios, siendo impulsados por el amor que los une al gran Salvador, llevando a cabo la obra redentora que el Padre Celestial ha dejado a todos los creyentes en Él.

    Te invito a leer: Top 30 Versículos Bíblicos sobre la Misericordia de Dios

    Para finalizar se puede decir que Dios tiene un deseo ferviente en que toda la humanidad permanezca unida en Él, y es por ello que se plasma a través de cada una de estas citas bíblicas que se han presentado, ya que el hombre debe meditar en ellas para poder cumplir esa unidad a la que Jesús oró antes de cumplir el sacrificio en la cruz.

    Es por ello que te invitamos a que puedas pedir al Espíritu Santo de Dios la revelación divina de como permanecer firmes en la fe al Señor, y que su palabra se establezca en su vida para que nada lo desvíe del propósito divino, aquí en la tierra.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir